jueves, 26 de enero de 2012

Cero

He vuelto al comienzo, a la primera página, al lugar donde todo se originó, justo allí... no colores, no sensaciones, nada.
Parada, el primer paso, y todo gira, el entorno abre paso a la vida.
Momento iluso, momento que me lleva al camino de la perdición, perdición que dará cabida a la luz, al sol, y al círculo vicioso de caerse y levantarse.
Ver muchas personas es recurrente, verte a ti, escaso.
Nervios entre la muchedumbre, incertidumbre, quejas en cada rincón, y ahí estoy, sólo observando... mantener la calma intento, miro al cielo seguidamente, cada 10 segundos luego de 30 quizá, tal vez menos o tal vez más, no tengo noción del tiempo, sólo sé que estoy sufriendo y es por opción.
Sufro en silencio, es lo que acostumbro a hacer, se vuelve parte de la rutina, represento lo contrario, pienso que eso, hará que deje de sentir ese sentimiento, lo espero, lo anhelo, pero en el fondo, no lo quiero.
Todo entra por la vista, no quiero que así, sea como me conozcas, no quiero que así, quieras probar mi boca,  no quiero que así... me vuelva loca.
O ya lo estoy?
No me mires, no me toques, todo lo que hagas, luego de un tiempo dolerá, y volveré a ser lo que fui, y habrás más miradas que me harán temblar, todas ellas... no me dejan respirar.
Desorden, desorden y más desorden, es que si las cosas estuviesen ordenadas, sabría en qué lugar se sitúa todo, prefiero emplear el tiempo en tan sólo buscar y aunque no halle nada, podré decir, "hice lo posible por encontrar"

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada